domingo, 3 de febrero de 2008

Burbujitas en Brokeback Mountain


Seguro que os acordareís del anuncio donde salían un montón de tías vestidas con mallas y gorros...todas en dorado.!!!

Pues así he pasado parte de la tarde de ayer, pero con menos brillo aunque con mucho para contar porque esa tarde hubiera sido ideal para una "cámara oculta".

A las 15.40 hs. mi amiga y yo ya estábamos en el spa...5 minutos antes...por las dudas. Mejor dicho...con ganas.

Nos acercamos a la recepción y ya comenzamos con las historias...no nos daban albornoz ni zapatillas...y claro, no llevábamos.

Pero bueno dijimos, da igual venimos a relajarnos. Una vez comprado el gorro y sin calzado apropiado entramos al vestuario.

El gorro que nos costó 2 euros era blanco y azul...y sólo ponermelo ya sentía que era algo así como la de tía de una de las chicas de la selección de waterpolo de la Real Sociedad.

No sólo eran feos, sino que para ponértelo, teniendo el pelo largo debes encomendarte a Santa Epifanía (por decir alguna santa). Lo conseguí pero agradeciendo al cielo que ese momento, no hubiera nadie conocido cerca, M mi amiga no contaba...estaba en las mismas que yo.

Pero que feo quedan esos gorros...bueno a casi todos menos a las burbujitas de Freixenet.

Nos cambiamos y nos encaminándonos hacia la zona termal, y llegamos a la gran piscina. No había nadie. Que bien!

En cuanto mis pies tocaron el agua calentita pensé...dios que gusto..que alegría...y cuando me decidí a pulsar el botón para recibir primer chorro que correspondía a la zona de cabeza y cervicales...M, mi amiga comienza a hablarme.

No pude cerrar los ojos como me hubiera gustado, porque M tenía ganas de charlar.

Y bueno, como sé que estaba estresada...las amigas estamos para eso, para escuchar a las amigas con problemas por eso, mantuve toda la atención que podía en su charla.

Lo gracioso era que ella me hablaba y yo, la escuchaba poco por el ruido de las burbujas, de los chorros y toda la parafernalia acuática.

Entonces, intenté acercarme para poder escucharla mejor y claro, el agua de su cabeza rebotaba y me salpicaba toda la cara.

Eso me mantenía con la boca cerrada para que no me entre toda el agua que caía de su cabeza y sólo podía hacer movimientos de afirmación como los perritos esos que iban en los coches antiguamente...pues así. La otra opción era poner expresiones moviendo los ojos y las cejas pero hablar...lo que se dice hablar...no podía.

Llega el turno de cambiar de chorro.

Me giré e intenté disfrutar de mi nuevo "chorro" ahora para las dorsales... pero no había manera...en cuanto entrecerraba los ojitos escuchaba "no te parece?".

Y decía vaya...que me ha dicho algo y no la he entendido.

Entonces, a los 5 minutos supe que no habría manera de disfrutar de cada chorro como debería pero pensé, no pasa nada, al menos estoy dentro de una piscina con algua caliente con burbujas.

Cuando por fin encontré la manera de medio escuchar, medio opinar y medio disfrutar de las camas acuáticas con chorros por todas partes....llegan 2 parejas a la piscina.

Mal rollito, porque ya no solo que tendré que escuchar a M que sigue teniendo ganas de contarme sus cosas, sino que encima...tenemos compañía.

Uno de los chicos de la pareja era lo más parecido a Chewaca que había visto en mi vida.

Hombre...que cantidad de pelos...dios y claro, si no hubiera sido porque era joven, se lo veía limpio y su novia era muy agradable...me hubiera salido de la piscina muerta del asco...una que es un poco fina!.

Ese hombre no tenía pelo en pecho era una persona envuelta en una alfombra persa de pelo largo.

Vivan los metrosexuales (lo sé...no os gustará esto que digo). Pero no me gusta el hombre-oso.

Ya éramos 6 en la piscina y la coordinación para disfrutar de todos y cada unos de los chorros era muy importante.

Pero como M me seguía hablando y encima quería hacerlo en secreto...nos perdíamos los turnos y volvíamos siempre al mismo. Definitivamente dije, vale, disfrutemos lo que podamos en este momento...tal vez luego en la sauna habrá silencio...pero la cosa empeoró.

Una vez asumido que lo de relax absoluto era imposible...me acerqué a M y le presté la atención correspondiente. Comencé a preguntarle cosas y se le cae una lágrima.

Se la seco (atención que estábamos en una piscina con chorros que salpicaban aguas a diestra y siniestra) y le digo...venga tranquila. MALA FRASE.

En ese momento...M comienza a llorar, primero una lágrima...se la seco y le acaricio la cabeza, luego un torrente lacrimoso con el posterior ataque de chillido de angustia.

Ya no valía quitarla la lágrima y acariciarse la cabeza...tenía que abrazarla!!! Y eso hice, siendo consciente que seguíamos dentro de la piscina pero ahora, con 4 personas más.

ERROR. Mi abrazo le provocó una catarsis y el llanto ya era una terrible llantina que no había manera de parar. Tanto que las chicas compañeras de piscina y poniendo en práctica la solidaridad femenina, me preguntan a mi, si está bien...y le dije " si..si...gracias".

Con esta panorama, le digo a M que salgamos de la piscina. Todo esto ante la atenta mirada de las parejas...las chicas con cara de pena, los chicos con cara de "vaya a saber que le ha hecho ella".
No sé porque sentí que ellos creían que éramos pareja y que algo le habré hecho yo para ponerla de esa manera....Pero bueno...a mi plin...al principio.

Una vez fuera de la piscina la cosa se ponía peor si cabe.

No había situación más rídicula que la nuestra, abrazadas, detrás de una columna, en bañador y con gorro azul y blanco!!!.

Una vez relajada la situación, intentamos retomar el circuito. Al mismo tiempo que intentábamos no patinarnos y que M deje de llorar y se tranquilizara.

Mientras, las 2 parejitas de la piscina continuaban su cuchicheo...y pese a que a mi por lo general me importa un bledo lo que los demás piensen de mi...esta situación merecía ser explicada.

Una de las escenas que, viéndolo desde afuera era para partirse era nuestra caminata en el pediluvio...una especie de camino de piedras con chorros que salen y te dan en todo el gemelo...algunos de agua fria y otros calientes.

Ibamos por el pediluvio de la mano... pero una sollozando y la otra intentando no clavarse las piedrecitas y saltando con cada cambio de temperatura de la agua.

Luego, y como seguían los llantos, decidí llevarla a las duchas
.

Allí pensé, se tranquilizaría. Pero nada más alejado de la realidad.

De pronto...aparecen dos señores mayores...que nos mirában como alusinados mientras yo histérica...le daba al botón de la ducha para que mojara a M y así, se calmara pero claro, tiene una corta duración el sistema...por lo que cada minuto y algo...yo daba manotazos al pulsador.

Decidí que lo mejor era sentarnos y hablar. Pero ella quería seguir haciendo el circuito entonces, seguimos. Nos metimos en la sauna y claro, nos encontramos con la parejita así que salimos. Y de pronto, M se tranquilizó.

En ese momento, la hice reir y entonces aparece un guapete jovencito a decirme que me tocaba el masaje.

Pensé mira que bien...chico mono aunque un poco delgado y tal vez no tenga fuerza en las manos, pero bueno, que me toquetee la espalda.

Me fui de la zona dejando a M relajada y dentro de la piscina...y pensé bueeeeeno...ya está. Ya nos hemos relajado pero yo estaba tensa. Pero como me tocaba mi masaje...ahora sí me iba a relajar en silencio.

Llegamos a la cabina...y el chico con ese extraño acento me dice...que si me quito el bañador y digo NEGATIVO...sólo quiero que me hagas masajes en las dorsales y ni me toques las cervicales ni las lumbares.

Mensaje recibido, me acuesto boca abajo incómoda porque estaba mojada pero pensé...venga ahora sí, es tu momento de relajarte.

Cual es mi sorpresa que el chico era italiano de Florencia y como yo prevía...no tenía fuerza en las manos y sus masajes eran una caquita, pero lo que tenía incontrolable y en cantidades industriales eran las palabras
.

No dejó de hablar ni un sólo instante. Me contó la historia de los músculos, de los cruzados y de los que no, de las gándulas simpáticas, el trapecio y sus utilidades, la rotación vertebral y todo aquello que al parecer, este guapo joven había estudiado.

Y conste que yo solo pregunte...eres italiano? Y no me toques las cervicales que tengo esto y esto?. A partir de ese momento...y durante 20 minutos este chico no cerró la boca.

Yo pensaba...joer con lo mono que hubiera estado calladito y masajeando que para eso le pagan...nada, si no hay manera...hoy no relajo mi oído pero ni a palos.

Como puede ser que este tipo hable más que yo? Que mira que yo hablo!

Pero bueno, una vez pasados los 20 minutos, salí de la cabina y le tocaba el masaje a M.

Entonces yo me fui solita a la zona de relajación, previo paso por la sauna y por la ducha escocesa y de aceites esenciales QUE BIEN...ME RELAJE POR FIN.

Y fin de la actividad en el Spa del sábado por la tarde.

Realmente anoche llegué a casa súper cansada, me acosté temprano y dormí profundamente porque a lo tonto a lo tonto, estuvimos en el spa 3 horas.

Lo mejor es que M, me llamó esta mañana, agradeciendome la compañía, la charla y la contención emotiva.

Pero le dije que eso, es lo que hacen las amigas...y que no se preocupe, que no pasa nada.

Ya le tocará a ella, abrazarme y consolarme...aunque espero que sea vestida, fuera de una piscina y lejos de imitar una escena de la peli Brokeback Montain.


13 comentarios:

Belén dijo...

Pobre triciclo, madre mía, que duro es eso de intentar escuchar con los chorros del agua... a mi hace dos semanas o así también me pasó :)

Besicos

Ivana Carina dijo...

Ay Maja!!!, como me he reido con tu relato brockeback Mountain!!!
Pero tu amiga te hubiera dicho que necesitaba una sesión con el sicólogo y vos ya te hubieras ido preparadita! ajajajajaaa!!!
Pero bueh!, para eso están las amigas....
Al menos ella la pasó bien porque te tuvo a vos para que la "escuches"... ;P
Solo leerte me cansó y estresó mas que mis problemas con Blogger y la mar en coche! jaja!!
Espero que la próxima sea mas divertida y menos "rara"! jejejej!!!
Besotes HARMOOSSAAA!!!

Ñoco Le Bolo dijo...

Pues opinaré poco. Tanta agua no puede ser buena ni para lavarse.
¿Hay spas de vinillo? Rias Baixas, please.

karen dijo...

Hubieran quedado para hablar desde temprano y así disfrutar el viaje al SPA.....

Quién hubiera pensado lo estresante que puede ser ir a relajarse al SPA??

La verdad que me hizo mucha gracia el relato, lo que no tuviste de relajación lo tuviste de material para escribir, y el masajista italiano, fue la guinda en el helado.....

kiri-dido dijo...

Belén: Si pobre triciclo...casi se me oxida y pa`na`pero bueno:-) Y menos mal que me entiendes...escuchar en esa situación era una misión imposible pero bueno...lo hemos conseguido!.

Ivana: Es la primera vez que hago terapia en el agua...se llamará psicowater! No sé...buscaré un nombre y lo patentaré:-) Y ella lo pasó bomba...me llamó ayer y hoy también para agradecerme...no me extraña...yo quería morirme pero aguanté...por los amigos...lo que haga falta jajaja.

Ñoco: Creo lo malo ha sido toda el agua que me he tragado tratando de consolar a mi amiga:-) Vivan las Rias Baixas, el Albariño y las Ostras:-) Y la Toja...no nos olvidemos!

Karen: Sí, de haberlo sabido quedábamos para un café y luego...relax. Pero el objetivo está cumplido...ella está más tranquila. Ahora yo deberé ir a desestresarme a algún lugar...pero creo que iré sola...por las dudas:-)

circe dijo...

ja ja ja ja...pero qué les haces!!!! Muy bueno tu dia de relax...aunque....saliste relajada????porrque os imagino a las dos,con esos gorros espantosos que te dejan la cabeza como yna bola de billar a punto de explotar....en fin, menudo panorama...No me extraña que tu ammiga te invitara....chao

The Final Straw dijo...

Vale, que conste que no voy a decir eso de "esto te pasa por querer darnos envidia :P".

La verdad es que me he reído mucho con tu relato (sorry!!) sobretodo cuando has descrito a Chewbaca; podía imaginarse su cuerpo belludo y tu cara de egggsss va a llenar todo esto de pelossssss.

La verdad es que estoy de acuerdo contigo en que es de cámara oculta la escena de la piscina y las parejas. Como hombre, también hubiera imaginado ruptura entre vosotras o algo así.

Parece que todo se había confabulado en ese día para fastidiarte el merecido relax porque si no tienes bastante con amiga con problemas, ¡¡¡que te toque el típico italiano plasta!!!.

Saludetes

Nat dijo...

Siempre he querido probar un Spa de esos. Si algún día mi bolsillo me lo permite recordaré tu experiecia e intentaré llevar mi propio gorro, calzado, albornoz y a mi mejor amiga para reirnos un rato.
Cumpliste como amiga y eso no tiene precio.

Besos

kiri-dido dijo...

Circe: PERO TIENES BLOGGER???? Que has hecho...ahora mismo voy para tu blog. Y no..no sali relajada jajaja. Bueno un poquito si.

The final: Lo peor realmente fue chewaca y el italiano plasta...porque lo de mi amiga va en el lote de la "amistad femenina". Has hecho bien en reirte...me reía yo cuando lo escribía:-).

Nat: Sí cariño llevate todo porque sino terminarás caminando como yo con calcetines marrones en una zona mojada con gorro y con bañador...una pena de ser humano:-) Pero cuando puedas...vete...te gustará. Besos.

circe dijo...

Sorpreeeeeesaaaaaa!!!! aunque ya me has descubierto...

kiri-dido dijo...

Circe guapa he visto tu perfil y que bonito lo de Circe...me ha encantado. Y estás monísima con el nuevo blog:-). Besos cariño y ahora entiendo lo del comentario del cerdo en el blog de Carlota jajaja.

carlota dijo...

jejeje...me parto: pues yo fui con mi queridísimo y sí conseguí relajarme, a pesar de que a él más bien como que le estimulaba todo el tema este, grrr...hija, a mí los metrosexuales como que no...tampoco un oso, pero vamos, un término medio, no fastidies! oye: cuando te vienes conmigo? ya veo que consuelas muy bien, jajaja...

kiri-dido dijo...

Carlota: Habrá que buscar el termino medio entre oso y metro sexual...la rspuesta es...mi 1/4 de limón:-).
Y ni pienso volver a un spa a consolar a nadie...bueno...contigo me lo pensaré. Besos.